Este lugar, lo llaman el Cabo de Finisterre, el mirador al Fin del Mundo, ya que en la época pasada, creían que mirando hacia al mar no había nada más, solo lugares llenos de misterio, de leyendas y de creencias que poco a poco, esas ideas desaparecieron. Es el punto más occidental de Europa, es una península que se adentra 3 kilómetros en el mar de la “Costa da Morte”.